El congreso llega a su fin, pero la lucha no ha terminado

El último día del Congreso Mundial no fue fácil despedirse de los 1400 participantes. Ahora, los numerosos planes y políticas serán puestos en práctica por unos sindicalistas de la educación unidos y competentes.

Después de una intensa semana, el Congreso se clausuró con la adopción de resoluciones sobre:

- Reivindicar, resistir, reconquistar unas condiciones de empleo de calidad para el personal docente

- El trabajo infantil

- Descolonizar la educación

- La esclavitud moderna

- La educación para la paz

- La renovación de los sindicatos de la educación

- Marruecos

- Los ataques contra las escuelas en África (resolución urgente)

- Yibuti (resolución urgente)

- Hong Kong (resolución urgente)

 

“Nuestras metas son muy simples: Queremos cambiar el mundo”

En su discurso de clausura, la Presidenta de la IE, Susan Hopgood, agradeció a los participantes la confianza depositada en ella como dirigente de la IE y los invitó a asumir el liderazgo en los próximos 4 años y hacer realidad las nuevas políticas de la IE en sus países de origen. El objetivo hasta el 9° Congreso Mundial de la IE es simple: cambiar el mundo. El camino que conduce a ello pasa por la promoción de la democracia, los derechos humanos y sindicales, la equidad y la justicia social, el progreso para la profesión y la afirmación del papel vital que desempeñan los educadores, y la garantía del derecho a una educación pública, gratuita y de calidad para todos y todas.

Teniendo en cuenta que el año 2020 marca el inicio de la década final de los Objetivos de Desarrollo Sostenible 2030 de las Naciones Unidas, Hopgood puso de relieve la desigualdad que todavía persistía en muchos lugares y afectaba a muchas comunidades y minorías, el menosprecio de los derechos humanos y la privatización desenfrenada que obstaculiza el acceso a la educación.

Exigió a los gobiernos que asuman su responsabilidad y “gobiernen”, financien la educación y se aseguren de garantizarla para todos los estudiantes. “No podemos abordar el ataque a nuestro planeta, a los derechos humanos y la democracia, a la educación pública y gratuita de calidad y a nuestra profesión a menos que nos cuidemos los unos a los otros, que construyamos nuestra base y nos hagamos más fuertes. Tenemos que organizar, organizar y organizar. ¡Tenemos que luchar y vamos a hacerlo!”, concluyó.

 

En un nuevo podcast, Susan Hopgood explica por qué el cambio climático ocupa un lugar destacado en la agenda de la IE. Escúchenlo aquí.