• Página principal
  • News
  • Reino Unido: un miembro del Parlamento defiende que la ayuda internacional vaya a parar a los sistemas educativos públicos, en lugar de a proveedores privados

Reino Unido: un miembro del Parlamento defiende que la ayuda internacional vaya a parar a los sistemas educativos públicos, en lugar de a proveedores privados

La Internacional de la Educación celebra la intervención del miembro del Parlamento británico Dan Carden, que solicitó que las ayudas internacionales de su país se orienten a promover una educación pública de calidad inclusiva y accesible para todo el mundo, en lugar de mantener a proveedores privados del hemisferio sur.

En su discurso de ayer ante el parlamento británico, Dan Carden, responsable de desarrollo internacional del partido de la oposición, dejó claro que la «educación es, por encima de todo, un derecho básico».

A raíz de sus visitas escuelas públicas y privadas de bajo coste en Kenia el mes pasado, Carden destacó que los padres, docentes, alumnos y organizaciones de la sociedad civil con los que se había encontrado querían una educación digna y financiada con fondos públicos, al igual que su propia circunscripción.

Expresó su preocupación por el creciente apoyo que el departamento británico de desarrollo internacional ofrece para la expansión de la educación privada en el hemisferio sur, «porque sabemos que las escuelas de pago nunca llegan a los niños más marginados. Por nuestra propia experiencia en el Reino Unido, sabemos que los sistemas educativos públicos y universales son la única manera de llegar a todos los niños».

En Kenia pudo oír historias preocupantes de padres y maestros sobre sus experiencias con las famosas escuelas privadas de bajo coste y, especialmente, sobre una cadena de escuelas en concreto: Bridge International Academies. «Los padres me explicaron cómo habían sido engañados: les hicieron creer que sus hijos podrían acceder a becas, pero, finalmente, habían sido incapaces de pagar las tasas y sus hijos habían perdido temporadas de escolarización», apuntó Carden.

Recordando su reunión con el sindicato nacional de docentes de Kenia (KNUT), organización afiliada a la Internacional de la Educación (IE), en la que debatieron sobre la educación en el país, Carden explicó al Parlamento que el líder del KNUT tenía un mensaje muy claro: el Reino Unido debe dejar de utilizar el dinero de las ayudas para privatizar el sistema educativo keniata.

El MP terminó pidiendo al Secretario de Estado que escuchara al sector, a los sindicatos, a los docentes y a los grupos de activistas, tanto en el Reino Unido como en el hemisferio sur, que defienden que la educación es un derecho universal garantizado por el Estado, y no un mercado del que obtener beneficios.

La Internacional de la Educación celebra la intervención del Sr. Carden: una intervención respaldada por un gran volumen de pruebas. La Internacional de la Educación ha llevado a cabo varios estudios sobre Bridge International Academies, entre ellos el reciente «¿Qué sabemos en realidad de Bridge International Academies?Resumen de los resultados de las investigaciones», publicado en 2019. El estudio destaca varios problemas relativos a las escuelas Bridge, incluyendo unos métodos e instalaciones docentes insuficientes, prácticas para maximizar los beneficios que van en detrimento de la educación de jóvenes vulnerables y operaciones ilegales de la empresa.

Angelo Gavrielatos, director del proyecto «Respuesta global a la privatización de la educación», declaró que: «Las ayudas financiadas con el dinero de los contribuyentes nunca deben ir a parar a los bolsillos de los acaparadores. Los gobiernos y las agencias intergubernamentales deben cumplir su obligación de garantizar que todos los niños tienen acceso a una educación pública de calidad. Resulta alentador ver cómo algunos políticos toman nota y promueven cambios».

Los docentes continuarán luchando por que la ayuda internacional nunca se destine a satisfacer los intereses privados en el campo de la educación.